Entradas etiquetadas como meditacion creativa

Meditación Creativa «AAH»

Por la mañana, antes de comenzar tu día, siéntate con serenidad y con los pies apoyados sobre el suelo, porque te concentras en asuntos que se manifiestan en el mundo material.

Respira hondo y en abundancia entre tres y cinco minutos, hasta que sientas que tu cuerpo se relaja. Entonces comienza a imaginar que la planta de tus pies se abre y la energía de la Tierra entra y asciende por tus piernas y por el torso. Imagina una cuerda verde que sale del corazón y pasa por tu cuerpo hasta la planta de los pies y sigue hasta el centro de la Tierra. Imagina y siente la energía verde es­meralda de la Tierra que sube por tus pies y piernas a medida que inspiras el aire.

Con serenidad, di «Aah» cuando te relajas y espiras. Inspira de nue­vo, sigue visualizando la energía de la esmeralda verde de la Tierra que entra y llena tu cuerpo. Di «Aah» con serenidad mientras te relajas y es­piras. Inspira y visualiza tu coronilla abierta. Visualiza un haz de luz que sale de la coronilla y sube hasta el cielo. Di «Aah» mientras te relajas y espiras.
Leer el resto de esta entrada »

, , ,

Deja un comentario

Meditación Creativa «OM»

El sonido del omega es, «om». Al final de tu día, siéntate en calma apoyan­do tus pies en el suelo. Respira abundantemente durante tres minutos. Imagina que tus pies se abren y que de tu corazón sale una cuerda verde que atraviesa tu cuerpo y llega al centro de la Tierra. Mira la energía ver­de esmeralda de la Tierra que sube por esta cuerda, pasa por tus pies y si­gue por tus piernas y tu torso hasta alcanzar el corazón. Mírala y siente cómo llena tu cuerpo con toda esa energía.

Ahora, abre la coronilla a las energías doradas de los cielos y déjalas que fluyan bajando hasta tu cora­zón. Mira cómo esta energía dorada llena todo tu cuerpo. Imagina que las dos energías combinadas llenan tu cuerpo y salen a través de tu corazón en oleadas de gratitud mientras espiras con el sonido «om». Ahora, aleja las imágenes.

Tan sólo respira hondo y emite el sonido «om» mientras es­piras. Con este sonido, simplemente relájate sintiendo amor y gratitud. Deja que tu mente se relaje cuando dices el «om» mientras espiras. Sien­te gratitud y practica esto entre cinco y siete minutos.
Leer el resto de esta entrada »

, , ,

1 comentario